Cómo aclarar la piel rápidamente con remedios al natural y sin cosméticos dañinos. Una piel oscura y sin brillo puede ser el resultado de la exposición excesiva al sol, la contaminación ambiental, algún problema de salud, resequedad de la piel, estrés, malas decisiones en tu estilo de vida o el uso prolongado de productos cosméticos.

Muchas personas trabajan muy duro para lograr tener una piel clara e impecable. El mercado está inundado de cremas y lociones aclarantes. Pero estos productos contienen químicos dañinos que            pueden dañar tu piel a largo plazo. Productos que además suelen ser bastante costosos.

Puedes ahorrarte algo de tiempo y dinero usando remedios naturales y bastante efectivos que aclararán y darán brillo a tu piel.

Aquí te mostramos los mejores 10 métodos para aclarar naturalmente tu piel:

 

  1. Yogurt

El yogurt, un sub-producto de la leche, tiene muchos nutrientes benéficos para la piel. Además contiene ácido láctico, el cual tiene propiedades blanqueadoras. Los siguientes remedios son adecuados para todo tipo de piel.

 

  • Frota yogurt natural sobre la piel. Déjalo actuar por varios minutos y después quítatelo lavándote con agua tibia. Haz esto todos los días por varias semanas para ver un cambio significativo en tu cutis.
  • Opcionalmente, puedes mezclar una cucharada de yogurt fresco con media cucharada de miel. Aplica la mezcla en tu cara y en tu cuello. Déjalo actuar por 10 o 15 minutos y luego lávalo con agua tibia. Haz esto para mejorar el tono de la piel del cutis.
  • También puedes añadir un poco de jugo de limón y algo de avena al yogurt para formar una pasta espesa y aplicarla como una mascarilla. Con este remedio también mantendrás la elasticidad y la humectación e tu piel.
  1. Naranjas

El ingrediente esencial para el cuidado de la piel es la vitamina C, que encuentras en abundancia en las naranjas. Además, las naranjas tienen propiedades blanqueadoras que pueden aclarar tu tono de piel.

Se ha descubierto que consumir jugo de naranja fresco de manera regular puede mejorar drásticamente la textura y la flexibilidad de tu piel. Las naranjas pueden ser usadas de dos formas para aclarar la piel.

 

  • Forma una pasta mezclando dos cucharadas de jugo de naranja con una pizca de cúrcuma. Frota la pasta en tu rostro y cuello antes de ir a dormir. También puedes aplicarla en tus brazos y piernas. Lávate en la mañana. Haz esto diariamente.
  • Macera algunas cáscaras de naranja secas hasta convertirlas en polvo. Mezcla una cucharada de este polvo con una cucharada de yogurt para formar una pasta. Aplica esta pasta a tu piel y déjala actuar entre 15 y 20 minutos. Enjuaga tu piel con agua. Esto será útil para aclarar manchas y otras marcas en tu rostro. Hazlo entre una y dos veces por semana, no más.

 

  1. Harina de garbanzos

La harina de garbanzos es uno de los mejores ingredientes para quienes desean aclarar su cutis. Contiene una variedad de nutrientes que mantendrán tu piel muy saludable. Usando el siguiente remedio cada dos días removerás el exceso de grasa de tu piel, reteniendo su humectación natural.

 

  1. Mezcla algo de harina de garbanzos con una pequeña medida de agua de rosas para formar una pasta espesa.
  2. Aplica la pasta en tu rostro, manos y piernas
  3. Déjala hasta que se seque. Después lávala con agua.

 

  1. Miel

La miel ayuda a blanquear la piel a la vez que actúa como agente humectante. La resequedad de la piel es un factor común que contribuye a un tono de piel disparejo. La miel también tiene propiedades antibacteriales que pueden ayudar a disminuir marcas de la edad y cicatrices de acné.

 

  • Aplica miel pura sobre tu rostro, déjala actuar por varios minutos y enjuágala con agua tibia. Este sencillo remedio te ayudará a remover células muertas, dando a tu piel una apariencia más fresca y brillante que antes. Haz esto una vez al día.
  • Para hacer una mascarilla aclarante, mezcla una cucharadita de miel con una de jugo de limón, una cucharada de leche en polvo y media cucharadita de aceite de almendras. Mezcla muy bien y aplícala suavemente sobre tu rostro. Déjala actuar entre 10 y 15 minutos y enjuágala con agua fría. Haz esto cada dos días.
  1. Limones

Las propiedades ácidas de los limones funcionan como un agente blanqueador natural para la piel, y su alto contenido de vitamina C incentiva el crecimiento celular. Además, los limones contienen antioxidantes muy benéficos para el cutis.

 

  • Sumerje un pomo de algodón en jugo de limón recién exprimido y frótalo directamente en tu rostro. Puedes incluso frotar un limón cortado a la mitad directamente sobre tu piel y dejar que el jugo se pegue a la piel. Déjalo por al menos una hora y luego enjuaga tu rostro con agua. Hazlo una vez al día. Este sencillo remedio efectivamente aclarará tu cutis, a la vez que puede prevenir la formación de marcas en tu rostro.
  • Mezcla tres cucharaditas de jugo de limón con una cucharadita de polvo de cúrcuma o jugo de tomate para formar una pasta. Aplica esta pasta sobre la piel y déjala actuar por media hora. Lávala con agua. Haz esto una vez al día.
  • Como una alternativa, puedes mezclar una cucharadita de jugo de limón, leche en polvo y miel. Aplica la mezcla sobre tu piel y déjala entre 15 y 20 minutos antes de enjuagarla. Hazlo o bien diariamente o bien cada dos días.

Nota: Cuando uses estos remedios, asegúrate de no tener heridas abiertas en tu piel. La acidez natural del limón causa dolor en heridas abiertas. Además, el jugo de limón puede no ser adecuado para pieles sensibles, o si eres alérgico al limón.

 

  1. Gel de Aloe Vera

El aloe vera puede aliviar la hiperpigmentación, restaurando el color original de tu piel. La hiperpigmentación es una de las principales causas de un tono de piel disparejo.

Además, el efecto refrescante del aloe vera ayuda a regenerar células y reparar tejidos dañados, algo muy importante para tener una piel saludable. Usando este sencillo remedio de gel de aloe vera puede aclarar manchas y mejorar el estado general de tu cutis.

 

  1. Corta las capas exteriores de una hoja de aloe vera. Exprime la sustancia gelatinosa de su interior.
  2. Aplica este gel directamente sobre tu piel.
  3. Déjalo por aproximadamente 30 minutos, y lávalo con agua.
  4. Haz esto al menos dos veces al día durante dos semanas.

Si no tienes una planta de aloe vera, puedes comprar el gel del aloe en el supermercado.

 

  1. Papaya

 

La papaya es frecuentemente usada en tratamientos de belleza y también puede ser usada para aclarar el tono de tu cutis. Se cree que la papaya tiene propiedades blanqueadoras naturales, además de que la gran cantidad de nutrientes en ella te darán una piel radiante y saludable.

 

  • Come papaya. Las propiedades diuréticas de la papaya limpiarán la piel de impurezas que pueden estar causando su oscurecimiento.
  • Frota la cara interna de la peladura de la papaya sobre tu rostro. Permite que se seque en tu piel. Después lava tu rostro con agua fría y sécalo suavemente. Esto le dará un brillo agradable a tu piel. Hazlo todos los días.
  • Convierte a puré una papaya madura y mézclala con una taza de jugo de limón recién exprimido. Masajea tu rostro y cuello con esta mezcla. Déjala actuar por al menos 30 minutos antes de lavarla con agua fría. Debes hacer esto al menos una vez a la semana para notar un cambio visible en el tono de tu piel.
  1. Cúrcuma

 

La cúrcuma es frecuentemente usada para mejorar la apariencia del cutis. Ayuda a la formación de la melanina necesaria para mantener un tono de piel parejo. Además, la cúrcuma tiene propiedades antisépticas y antioxidantes, benéficas para la salud general de tu piel.

 

  • Mezcla cúrcuma en polvo con crema de leche para formar una pasta espesa. Aplica esta pasta sobre tu piel. Deja que se seque y enjuágala con agua tibia. Si lo haces con frecuencia, este sencillo remedio es un aclarante de piel bastante efectivo.
  • Como una alternativa, puedes mezclar dos cucharaditas de harina de garbanzo, media cucharadita de cúrcuma en polvo y una cucharadita de jugo de limón; aplica esta mascarilla y déjala actuar entre 20 y 25 minutos, o hasta que se haya secado. Quítate la mascarilla seca y enjuaga tu piel con agua tibia.

 

  1. Pepino

 

El pepino acumula el colágeno y le da a tu piel firmeza y elasticidad. La piel firme y flexible usualmente tiene un tono claro y parejo. El pepino también tiene un efecto refrescante sobre tu piel, y es adecuado para todo tipo de piel.

 

  • Coloca tajadas de pepino directamente sobre las áreas oscuras de la piel que necesiten tratamiento aclarante. Déjatelas por unos minutos, quítalas y enjuaga tu piel con agua tibia. Hazlo dos veces al día.
  • Ralla un pepino y mézclalo con miel para hacer una mascarilla reductora de manchas. Aplica la mascarilla sobre tu rostro y cuello. Déjala actuar entre 15 y 20 minutos y enjuágala con agua fría. Debes hacerlo dos veces al día para obtener resultados.
  • También puedes mezclar una cucharadita de jugo de limón con una de jugo de pepino. Aplica la mezcla en tu rostro, déjala por 15 o 20 minutos, o hasta que se haya secado. Lava tu rostro con agua. Puedes hacerlo una vez al día.
  1. Avena

 

 

La mejor manera de incentivar el crecimiento de nuevas células para mejorar el tono de tu piel es deshacerse de las células viejas. La avena es un muy buen exfoliante, que deja tu piel suave y flexible.

 

Mezcla avena con jugo de tomate y aplica esta mezcla sobre tu rostro. Déjala actuar por 20 minutos y enjuágala con agua fría. Mientras te enjuagas, frótala suavemente para que la avena se deshaga de las células muertas de tu piel. Haz esto todos los días.

Opcionalmente, puedes mezclar una cucharadita de avena en polvo con una pizca de cúrcuma y unas gotas de jugo de limón para formar una pasta. Aplícala en tu rostro y permite que se seque. Retira la mascarilla seca con agua fría. Haz esto una vez al día.

Usa estos remedios naturales para aclarar el tono de tu cutis. Ten en cuenta, sin embargo, que, aunque muy efectivos, tomará tiempo y paciencia lograr los resultados deseados. Recuerda también que una piel saludable es tan importante como un hermoso tono de piel. Así que intenta mantener una piel saludable.

Acerca del autor: