La henna es una planta que comúnmente es conocida para el tratamiento del cabello claro, sin embargo, la práctica ha permitido establecer que también le es útil a cualquier tonalidad de pelo, porque es capaz de aumentar la profundidad de cualquier cabellera. Hay diferencias notables entre el tinte de henna y otras alternativas de tinte que pueden hacer lucir un cabello espectacular.

Los riesgos para la salud que tienen estos tintes son mínimos porque su composición es completamente natural y las presentaciones en las que se encuentra el tinte de henna son en rubio o neutral, rojo y negro. No tienen contenido químico, cosa que los hace apropiados para la salud del cabello, aportando beneficios propios de un acondicionador como brillo y sedosidad. Los tintes que son elaborados a base de químicos, contienen la parafenilendiamina (PDD), entre otros, estos pueden presentar consecuencias nocivas.

tinte de hennaLos químicos de los tintes artificiales se encargan de deteriorar y perforar las hebras capilares, por su parte, la henna contiene ácido hennotánico que las protege y las cubre. La duración es otra de las cualidades del tiente de henna, pues su impacto como acondicionador alcanza hasta un mes trabajando positivamente en el cabello luego de haber sido utilizado. En otras palabras, la henna actúa como una especie de mascarilla humectante, pero para el cabello, que tiene como función el tinte y la protección contra la resequedad, las altas temperaturas y los productos químicos.

En la actualidad se conocen cada uno de los elementos naturales que componen el tinte de henna:

  • Para el cabello rubio o el neutral, los tintes de henna realmente no contienen henna, estos están hechos a base de una planta llamada cassia auriculata.
  • Para el cabello marrón o castaño se utiliza la combinación de henna y otras plantas como el índigo, árnica y grosella india.
  • El tinte de henna que viene para cabello negro equivale a una combinación  de índigo, henna y otras plantas. También, hay tintes que vienen solamente de henna y otros tienen tratamiento adicional de índigo.
  • Para cabellos rojos se emplea la henna verdadera. Esta planta tiene el nombre de alheña y el extracto que se emplea para la elaboración de los productos para estética, se denomina gena o la conocida henna. Esta tintura se ve de color naranja, en un principio, pero con el tiempo se convierte en el rojo que se quiere.

Inconvenientes de los tintes comunes

Los tintes para el cabello que son elaborados mediante químicos, son los causantes del daño significativo en tanto en el cuero cabelludo como en el cuerpo. El empleo de estos productos ocasiona una modificación de la estructura química del cabello necesaria para asumir los nuevos colores, esto produce deterioro y pelo quebradizo. A su vez tienen contenidos de PPD, que se ha relacionado con alergias y varios tipos de cáncer. Existen también los tintes semipermanentes, que traen consigo un elemento adicional que se presenta a base de carbón, que actúa reaccionando de manera negativa, por ejemplo, ocasionando ceguera, si esta sustancia cae repentinamente en los ojos.

Entre los elementos que son componentes de los tintes capilares con efectos perjudiciales en el pelo y en el organismo, se encuentran los siguientes químicos:

Parafenilendiamina (PPD): Es considerado un químico perjudicial, al punto de estar prohibida su utilización en varios países de Europa:

  • Este químico ocasiona visión borrosa y puede originar ceguera en casos de gravedad, esto es posible porque es absorbido por la piel de los párpados.
  • La consecuencia adversa que más se presenta es la dermatitis, en orejas, cuero cabelludo, rostro y ojos. Los efectos son la aparición de hinchazón, quemaduras, sarpullido e irritaciones.
  • Esta sustancia puede ocasionar asma y otras reacciones como shok anafiláctico.
  • Lo más grave que se ha encontrado de esta químico es su relación con varios tipos de cáncer.

Ácido etilendiaminotetraacético (EDTA):

  • Irritaciones oculares
  • Posiblidad de neurotoxicidad
  • Alcohol isopropílico
  • Irritaciones de la piel.
  • Hexilenglicol
  • Irritación ocular
  • Irritación de pulmón
  • Irritación de la piel
  • Peróxido de hidrógeno
  • Posibilidad de toxicidad sobre los órganos
  • Dermatitis
  • Quemaduras fuertes en la piel
  • Irritación de los ojos

Estos químicos y sus perjudiciales efectos son solamente algunos de los que se pueden encontrar en los tintes tradicionales. Hay que decir que los inconvenientes graves producidos por los tintes y sus químicos son más bien extraños, además, las fábricas y compañías dedicadas a su elaboración, buscan todos los días productos mucho más seguros, sin embargo, el organismo humano no está a salvo de cualquier posible daño por el uso de esta clase de químicos.

¿El tinte de henna es nocivo?

Por sí sola, al henna no es una planta perjudicial, sin embargo, no todo tinte de henna está libre de algunos elementos adicionales, entre los que está la PPD, que bien puede originar consecuencias poco gratas. La recomendación es seleccionar tintes con fórmulas 100% naturales, esto quiere decir, que no contengan químicos agregados, para ello es preferible utilizar la henna pura ya que entidades como el Departamento de Control de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos (FDA) la ha encontrado tan segura que su uso y distribución no han tenido que ser vigilados o regulados.

Acerca del autor:

Dayana García es consultora de imagen. Para estar al tanto de sus ultimas noticias, Sigueme en Google+